Imagen de Mariu

Divinas intenciones de Jesús en su Pasión

Jesús por medio de Luisa nos hace partícipes de los motivos mas íntimos que tuvo para vivir su Pasión por nosotros, el conocerlos nos abre una nueva dimensión de su Sacrificio, es para nosotros muy doloroso ver a Jesús sufrir tan atroces tormentos, y no son pocos los que prefieren pasar por alto esta parte de la vida de Jesús, privándose de los copiosos frutos que reporta el meditar su Pasión,  a muchos Santos les compartió los suplicios sufridos por amor al genero humano, no falto a quien

Imagen de Mariu

Un Acto en la Divina Voluntad

Este libro es un esfuerzo más por seguir compartiendo, el tema de la Divina Voluntad,  como un elemento más que facilite el Vivir en el Divino Querer, pueden obtenerlo gratis o aportar  desde 15 USD como Donativo. El precio real es de infinito valor, sin embargo su Donativo servirá para darle más difusión a este Decreto de Dios. 

Imagen de Mariu

La Oración en la Divina Voluntad.

El tema de la Oración es inagotable, sobre todo en los Escritos de Luisa, cada palabra que Luisa le dirige a Jesús,  forma parte de la Oración que poco a poco Luisa va ensayando al comunicarse con Jesús, al amarlo, al llamarlo, al apremiarlo a que venga, y tantas otras comunicaciones forman parte esta nueva manera que Jesús va provocando en ella, y a nosotros  nos sirven  de enseñanza para aprender a relacionarnos  con nuestro Padre.

25 DE SEP.1914

Imagen de Mariu

Homenaje para Luisa

El 4 de Marzo de 1947, Luisa cumple su anhelo mas profundo al dejar este mundo y participar del Triunfo de la Divina Voluntad.

Recibe amada Luisa este pequeño Homenaje, de los capítulos que nos dibujan tu Gran Misión y ruega por nosotros para que seamos fieles a  este inmerecido Don.

 

Luisa posee (y nos ofrece) un tesoro sumamente precioso en su pobre vasija de barro: en primer lugar, la Pasión de Jesús en ella, y seguidamente el Querer Divino que reina en ella.

Imagen de Mariu

El Santo Viacrucis

PREPARACIÓN ANTES DE LA MEDITACIÓN.

Oh Señor mío Jesucristo, postrada ante tu divina presencia, suplico a tu amorosísimo Corazón, que quieras admitirme a la dolorosa meditación de tu dolorosa pasión por medio de este Santo Vía Crucis.

Dame tu ayuda, gracia, amor, profunda compasión y entendimiento de tus padecimientos, mientras medito Tu Via Dolorosa.

Páginas

Suscribirse a Regreso a Casa RSS